ASEPEYO Nº18

P Á G I N A 8 Síguenos www.asepeyo.es V I D A S A N A Las vacunas contra la COVID-19 ¿Qué son los coronavirus? Se trata de una sencilla cadena de RNA, envuelta en una capa lipídica sobre la que se encuentran cuatro proteínas (M, E, N y S). El virus por sí solo no puede reproducirse, así que utiliza sus proteínas S para acoplarse a las células huésped, abriéndolas como una llave en una ce- rradura y depositando en el interior el RNA con las instrucciones, para replicarse. Una vez llena con estas copias, las partículas víricas son liberadas y el proceso se repite. Las vacunas El objetivo de cualquier vacuna es enseñar al sis- tema inmunológico a reconocer y defenderse ante organismos ajenos creando anticuerpos que neu- tralizan el virus y linfocitos T que recuerdan cómo actuar en caso de que el virus aparezca de nuevo. ¿Cómo se han podido crear tan deprisa? Habitualmente se tardan alrededor de 15 años en desarrollar una vacuna nueva. El proceso requiere de pruebas preclínicas con animales, pruebas clínicas en diferentes fases, por no hablar de validaciones y procesos de elaboración. Por suerte, el SARS-CoV-2 tiene antecedentes en el SARS-CoV y el MERS-CoV por lo que ya se contaba con pruebas preclínicas. Por otro lado, en lugar de establecer experimenta- ción clínica en sus tres fases habituales de forma lineal, estas se han solapado, empezando la fase 2 y 3 tan pronto se establecían los resultados de la anterior. Además, los científicos implicados de diferentes países han trabajado en línea, compar- tiendo la investigación a escala global de manera coordinada. También se han invertido los pasos de producción y proceso regulador. Dado que se requieren las vacunas en grandes cantidades, la producción se ha comenzado antes del proceso regulador. De estamanera, una vez aceptadas por la FDA, EMA y demás organismos, las vacunas ya están listas para su distribución. ¿Son seguras? Esta agilidad de proceso ha despertado el recelo entre la población. Este miedo, aunque comprensi- ble, es innecesario. La seguridad de las vacunas es fundamental para que sean autorizadas. Durante este proceso, varios mecanismos comprueban su seguridad, la cual también se vigila estrechamente cuando empieza a utilizarse entre la población. Como todas las demás, las vacunas frente a la COVID-19 se han probado en humanos mediante la realización de ensayos clínicos en diferentes fases, que incluyen su uso en decenas de miles de personas (fase III). En estos ensayos clínicos se identifican los efectos adversos más frecuentes. Una vez los ensayos clínicosmuestran que una vacu- na es segura y eficaz, debe someterse además a una evaluación exhaustiva por las Agencias Reguladoras de Medicamentos de diferentes partes del mundo, antes de que se autorice su administración. En el caso de la Unión Europea, las vacunas son eva- luadas por la Agencia Europea de Medicamentos (EMA), en la que participa activamente la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios. ¿La evolución del SARS-CoV-2 tiene implicaciones para las vacunas? Un exhaustivo seguimiento de las mutacio- nes está evaluando esta posibilidad. Hasta el momento, no hay evidencias de una variante resistente a las vacunas. Para entender cómo funcionan las diferentes vacunas que se están implementando en España, lo principal es saber a qué se enfrentan concretamente. LAS VACUNAS QUE PERMITIRÁN EL REGRESO A LA NORMALIDAD, DESPUÉS DE MÁS DE UN AÑO DE PANDEMIA, YA SE HAN COMENZADO A DISTRIBUIR ENTRE LA POBLACIÓN, PERO SU RÁPIDA LLEGADA HA DESPERTADO INCERTIDUMBRE.

RkJQdWJsaXNoZXIy NTEwODM=